sábado, febrero 13, 2016

Dos Santos & Tesouro: Chacarera del violín.


Hipocresía


Vindicación a Carrió

Hace rato quería escribir sobre el maltrato publico que sufrió Carrió. Por lo pronto, encontré este texto que firmo sin titubear.

Hay que vindicar a Carrió.


"Recuerdo mucho este día. Como ya era costumbre en la política nacional, muchos salieron a criticarla, pegarle, y a decir como siempre: “la loca de Carrió, vuelve a romper”.
Acá tienen la película completa, la estrategia está a la vista para aquellos que en su momento no lograron verla. O no quisieron.
¿Cómo les fue a los “progres” que tanto se llenaron la boca pegándole a Lilita? Desaparecieron. De pedo en el mejor de los casos, Victoria Donda logra salvar su banca, el resto desapareció. Ni voto ganado, ni Binner al Parlasur, ni la manga de vagos y narcos socialistas aparecen en vidriera. Se les termino el verso bolivariano.
Yo sé que no es fácil, que no todo el mundo tiene la información completa, y muchas veces no se sabe a dónde uno está caminando, y es más fácil seguir siendo un esclavo bien alimentado, que un hombre libre buscando su propia subsistencia.
Hay que aprender a leer y por sobre todo, entender a Elisa Lilita Carrió, hay que saber seguir sus pasos, y también hay que saber, sobre todo para los más incrédulos, pedir perdón y decir: “al final, Lilita, otra vez tenía razón”."

Sobre el precio del petróleo

Otro análisis sobre el precio del petróleo...
Esta semana se celebró el 13º Encuentro del sector energético organizado por IESE y Deloitte, cuyo director académico fue López Cardenete. En él, Mariano Marzo, profesor de la Universidad de Barcelona, habló de que “en julio de 2014 se produjo el fin de un superciclo del petróleo”. Marzo explicó que los tres años de precios altos (una media de 105 dólares por barril) registrados entre 2011 y 2014 “sembraron el tiempo” que ahora vivimos.

(...)
"Marzo afirma que “seguramente estamos en una situación próxima a que los precios toquen fondo. Con toda seguridad la recuperación que se espera será lenta”. Las últimas proyecciones de la Administración de Información de la Energía de EEUU predicen que el precio promedio del West Texas en 2016 bajará hasta 37,59 dólares (desde 48,57 dólares en 2015) y en 2017 subirá hasta 50."
(...)
Desde julio de 2014 las acciones de las petroleras han caído un 51% y las de servicios a las petroleras, un sector económico muy vasto, un 61%. En total, la industria ha despedido a más de 300.000 personas altamente cualificadas. “Por debajo de 30 dólares”, dice Marzo, “sólo se cubrirá el 12% de la producción necesaria para 2020. Las bases para un futuro ciclo de precios altos ya están servidas”.
¿Qué ocurre con el precio del petróleo?, artículo de John Müller.

viernes, febrero 12, 2016

Los controles de precios siempre fracasan...

(...) tal como se lo documenta en el libro 4.000 años de controles de precios y salarios, de Robert Schuettinger y Eamonn Butler (reeditado por el Grupo Unión, a la venta en el mes de marzo), los hechos muestran una secuencia uniforme de fracasos reiterados. De hecho, el libro concluye que no existe un solo caso en la historia en el que el control de precios haya detenido la inflación o haya superado el problema de la escasez de productos.
(...)
Las políticas de controles de precios son dañinas, porque no sólo posponen en el tiempo las medidas efectivas para controlar la inflación, al tiempo que desorganizan tanto la producción como la distribución, sino que además crean una fuerte división social y fomentan la puesta en marcha de restricciones que amenazan la libertad política de los individuos. En definitiva, es muy poco lo que se gana (un efecto pasajero de corto plazo) respecto a los enormes costos económicos y riesgos sociales en los que pueden derivar. Esta situación ya la hemos vivido durante la gestión del régimen kirchnerista con Guillermo Moreno y Axel Kicillof como cabezas visibles del proceso. La experiencia no ha sido satisfactoria en lo más mínimo, por lo que si verdaderamente estamos interesados en bajar la inflación, debemos comenzar a mirar lo que esté haciendo el Banco Central de la República Argentina y los motivos por los cuales se ve obligado a emitir dinero. Hasta que eso no ocurra no habremos avanzado ni un solo paso en la lucha contra la inflación.